Ir al contenido principal

Reflexión Navidad y Vejez

Estimados seguidores les comparto una reflexión que me publicaron en el Diario Radio Universidad de Chile la pasada Navidad: http://radio.uchile.cl/2017/12/25/reflexion-de-navidad-el-viejo-pascuero/ Sr. Director: Escribo para compartir una reflexión sobre Navidad y Vejez. Hoy es Navidad y mientras muchos mayores pasan estas fechas solos y algunas almas caritativas hacen acciones solidarias como ir a un hogar de “ancianos”, a un hospital o a la calle a dar compañía a quienes lo necesitan, medito sobre la imagen del “Viejo Pascuero”. Santa Claus, Papá Noel o como le llamen es eso, un viejo, o un adulto mayor (porque a muchos les “choca” la palabra viejo por prejuicios propios). Y parece ser que Navidad es la única época del año donde todos los niños esperan con ansias que un viejo llegue a casa… es que este viejo trae regalos. Es la época donde al fin consiguen “pega” adultos mayores de pelo y larga barba blancos, a quienes les ponen una gran barriga y traje rojo para la nieve, siendo que en gran parte de Chile “caen patos fritos”. Es la temporada del año donde más se lee en redes sociales la palabra viejo o “viejito” acompañada de pascuero. Parece ser la única vez en el año que un viejo se convierte en una figura pública popular, dan películas sobre su vida y es admirado como un super héroe. Lamentablemente el resto del año los viejos dejan de ser importantes para la sociedad y si se les da tribuna, es para hablar de las enfermedades que los aquejan, de la soledad y abandono social, además de hacer “meas culpas” sin cambiar en nada las actitudes hacia la vejez, hablando en prensa de los “abuelitos”, una forma tierna, pero asistencialista para hablar de este grupo etario. Tal parece ser que la gente se olvida que todos los días hay viejos y viejas héroes y heroínas, que no llegan con un saco de regalos o tal vez si con un par de éstos… a cuidar de nietos, a hacer voluntariado en causas benéficas, a dar espacio en su casa propia para hijos, nietos y todo aquel que lo necesite, a compartir su pequeña pensión con el hijo cesante, a trabajar por la vecindad en la que viven (a limpiar la cuadra o regar las plantas, lo que no hacen los vecinos), a ser líder de una agrupación de mayores (un club, una Ucam, una junta vecinal) en fin, cientos de ejemplos más. Pero nosotros lo invisibilizamos y parece que solo un viejo imaginario es santo, es un héroe y es bienvenido en casa con los brazos abiertos. Que esta Navidad no se nos olvide regalar a los niños una sociedad menos edadista, donde valoremos a los viejos todos los dias: al abuelo, al vecino, al conserje, al suplementero, al panadero, al del almacén, a la señora que cuida a los niños, a la cataquista de la iglesia, a la que vende en el carrito de la esquina, en fin a tantas personas mayores que no reconocemos día a día y seguro esto será un gran regalo para todos y que perdurará más allá de Navidad, ya que todos vamos para la vejez… Beatriz Urrutia Q. Trabajadora Social Mg. en Valoración e Intervención Gerontológica y Geriátrica

Comentarios

Entradas populares de este blog

Poesía sobre la vejez

Poema La Vejez de Vicente Riva Palacio

Mienten los que nos dicen que la vida
Es la copa dorada y engañosa
Que si de dulce néctar se rebosa
Ponzoña de dolor guarda escondida.
Que es en la juventud senda florida
Y en la vejez, pendiente que escabrosa
Va recorriendo el alma congojosa,
Sin fe, sin esperanza y desvalida.
¡Mienten! Si a la virtud sus homenajes
el corazón rindió con sus querellas
no contesta del tiempo a los ultrajes;
que tiene la vejez horas tan bellas
como tiene la tarde sus celajes,
como tiene la noche sus estrellas.


Poema Desafío A La Vejez de Gioconda Belli

Cuando yo llegue a vieja
-si es que llego-
y me mire al espejo
y me cuente las arrugas
como una delicada orografía
de distendida piel.
Cuando pueda contar las marcas
que han dejado las lágrimas
y las preocupaciones,
y ya mi cuerpo responda despacio
a mis deseos,
cuando vea mi vida envuelta
en venas azules,
en profundas ojeras,
y suelte blanca mi cabellera
para dormirme temprano
-como corresponde-
cuando vengan mis nietos
a sentarse sobre mis rodillas

Imágenes positivas de la vejez en el cine

Existen muchos mitos y prejuicios en la sociedad actual en torno a las personas mayores.  Estos mitos tienen relación con las imágenes culturales que priman en las diversas sociedades acerca de los viejos y de la etapa de vejez. Estas imágenes o estereotipos se ven reflejados tanto en la cotidianidad, como en los medios de comunicación, el arte, la literatura, el cine, y las diversas expresiones de la época en que vivimos. Muchas veces estas imágenes no son cuestionadas, ni existe una reflexión sobre ellas, simplemente son, y se aceptan como verdades. Si se toman, por ejemplo, diversos comerciales que hoy aparecen en televisión y donde se muestra una representación de los mayores, se puede observar cual es la imagen que los medios quieren vender al público, y que muchas veces nada tiene que ver con la realidad. Siendo este tema un interesante debate, la publicidad solo muestra un momento social muy breve, pues varía constantemente, es por esto que la autora del presente ensayo, ha det…

¿Quién es gerontólogo? y lo holístico de la gerontología...

Hace poco escuché en un programa radial el comentario de que cada día más los profesionales y las profesiones ven al ser humano como un fragmento, es tal la especialización de las profesiones que, por ejemplo, el médico broncopulmonar ve un pulmón y no a una persona. Le encontré mucha razón, creo que fue Federico Sánchez que lo dijo en su programa de Oasis, si bien no es siempre así, es algo que está pasando bastante en la sociedad actual, se han perdido las ciencias humanas. Coincidió eso con lo que venía pensando en estos días sobre quién es un/a gerontólogo/a y cual es su quehacer. He escuchado mucha veces decir a algunas personas yo soy gerontólogo/a, porque tomaron un diplomado en gerontología, o yo soy gerontológo/a, porque trabajan con adultos mayores. ¿Pero quién es realmente un/a gerontólogo/a? Creo que no es fácil de determinar, y seguro hay ensayos que deben hablar del tema, habría que preguntarle a Ricardo Moragas que opina él como maestro, pero yo desde mi humilde posi…